Domingo, 25 Enero 2015 20:33

¿Qué buscáis?

LA VOZ DEL OBISPO. Es significativo que las primeras palabras de Jesús en el Evangelio de Juan sean: «¿Qué buscáis?». Al darse cuenta que dos discípulos del Bautista le siguen, se vuelve y les dirige la pregunta. No es una mera pregunta, pues está relacionada con el hecho de seguirle. Y esta circunstancia hace de la pregunta una provocación a tomar conciencia de los motivos por los que le siguen. Como si dijera: ¿Qué buscáis al seguirme? De hecho, los discípulos manifestaron su curiosidad sobre el lugar donde vivía Jesús y contestaron: «¿dónde vives?».

Quizás sea mucho decir que estas primeras palabras de Jesús constituyan una clave para entender el cuarto evangelio. Pero tampoco es descaminado. A lo largo de su relato, el evangelista ensarta diversas escenas dónde Jesús, de una o de otra manera, se cuela con sus

Domingo, 25 Enero 2015 20:17

La carne exaltada

LA VOZ DEL OBISPO. El bautismo de Jesús en el Jordán inicia una aventura apasionante que aún no ha llegado a término: es la aventura de la carne humana ungida por el Espíritu de Dios, quien, como si se tratara de una nueva creación, la impulsa hacia la gloria.

Por eso, la fiesta del Bautismo de Jesús cierra el ciclo de Navidad. Puede resultar sorprendente el salto cronológico que se da desde Belén, donde hemos visto nacer al Mesías y ser adorado por pastores y magos, hasta el río Jordán. Aquí, el joven profeta de Nazaret, de unos treinta años, se sumerge en sus aguas para ser bautizado por el Bautista en señal de penitencia. Este salto en el tiempo no lo es en la teología: en el Bautismo se revela definitivamente la identidad personal del Niño de Belén. Ya no se trata de lo que dicen los ángeles, pastores y magos. Según el relato

Jueves, 01 Enero 2015 21:25

Dios con nosotros

VOZ DEL OBISPO. Me alegra profundamente que mi primer artículo en este periódico vea la luz el mismo día que inicio mi servicio como Obispo de Segovia. El papa Francisco me envía a esta antiquísima sede como sucesor de los apóstoles para realizar la misión de Jesús, el Cristo: evangelizar y ofrecer la salvación que nos trae.

Entro en Segovia cuando agoniza el tiempo de Adviento y la Navidad toca a nuestras puertas con su alegría y esperanza desbordantes. Por eso, me apresuro a desear a todos los segovianos una feliz y verdadera Navidad. Aunque es una fiesta que pierde progresivamente su genuino sentido cristiano, late en ella aún el carácter de «Buena Nueva»,  que es el significado de la palabra evangelio. Cuando los primeros cristianos utilizaron esta palabra estaban convencidos de que el nacimiento de Cristo, confesado como Hijo de Dios, era la gran buena

Página 14 de 14
© 2018. Diócesis de Segovia