Secretariado de Medios

Secretariado de Medios

La Fundación Las Edades del Hombre celebra este año su XXVII edición, y lo hace de manera compartida entre la localidad leonesa de Villafranca del Bierzo y Santiago de Compostela bajo el nombre «Hospitalitas».

Esta exposición se extenderá desde junio hasta noviembre con una temática basada en la hospitalidad: mientras que en la parte berciana se ahondará en el concepto general, la historia, las Escrituras y la contemporaneidad, en la sede compostelana se desarrollará una temática vinculada al Camino de Santiago, la vía de peregrinación que une a ambos.

         Para esta muestra, la Diócesis de Segovia ha cedido un total de siete piezas que podrán contemplarse en las dos sedes. Así, en Villafranca del Bierzo estarán presentes:

  • «La entrada de los animales en el arca de Noé». Anónimo (copia del taller de los Bassano). Finales del siglo XVII-principios del XVIII. Óleo sobre lienzo. Iglesia parroquial de San Juan Bautista en Carbonero el Mayor
  • «Santa Rita de Cascia». Luis Salvador Carmona. 1745-1750. Madera policromada. Iglesia parroquial Ntra Sra. del Rosario en El Real Sitio de San Ildefonso
  • «Las lágrimas de San Pedro ante Cristo atado a la columna». Maestro del Retablo del Rosario. Óleo sobre tabla. Iglesia parroquial de San Juan Bautista en Carbonero el Mayor
  • «Cantoral. Antifonario». Comienzos del s. XVIII. Tapas en madera y piel de becerro. Archivo Catedralicio. Catedral de Segovia
  • «San Bernardino y San Julián». Maestro de los Claveles. Segundo tercio del siglo XV. Temple y óleo sobre tabla. Real Iglesia de San Miguel

De otra parte, en la capital gallega el visitante podrá admirar tres piezas de Segovia, de las que dos proceden de la Diócesis:

  • «Las leyes de todos los reynos de Castilla abreuiadas y reduzidas en forma de Reportorio decisiuo por la orden del A.B.C. / por Hugo de Celso». Fue impressa en ... Valladolid: por maestre Nicolas Tyerri, 1538, 25 Octubre. Ex-libris ms.: "es de la cathedral de Segobia". Archivo Capitular de la Catedral de Segovia
  • Retablo de la Crucifixión. Anónimo, taller de Utrecht (Países Bajos). 1480-1500. Tierra de pipa dorada y policromada, óleo sobre tabla. Convento de San Antonio el Real. MM. Clarisas. Segovia

Con la inauguración oficial en el horizonte, esta mañana ha tenido lugar la presentación en nuestra Diócesis con la presencia de Mons. César Franco, Obispo de Segovia; José Enrique Martín, secretario general de la Fundación Las Edades del Hombre; José María Rubio, delegado diocesano de Patrimonio; y Gonzalo Santonja, consejero de Cultura de la Junta de Castilla y León.

 

20240529 EDADES03WEB

 

«En la carta a los hebreos se dice que algunos, sin saberlo, por ser hospitalarios, recibieron ángeles», así ha comenzado su intervención Mons. Franco, haciendo referencia al título de la muestra. Como patrono —junto con el resto de los obispos de las Diócesis de Castilla y León— de la Fundación Las Edades del Hombre, ha querido resaltar que esta iniciativa «trata de llevar el mensaje del arte sacro a la gente. Y como el arte sacro ha nacido a impulsos de la Iglesia, que ha sido mecenas de todas las artes desde el inicio, pues una forma de conjugar ese origen con la finalidad de mostrar las piezas»

          Don César ha hecho referencia la palabra griega kalos, (bello y bueno) para agregar que «creo que la primera impresión que se lleva la gente cuando ve Las Edades, se quedan asombrados por la belleza, que en último término nos remite a la fuente que es Dios, como la verdad y la bondad, y los trascendental del ser».

          Finalmente, ha asegurado que la pretensión de estas muestras «es que la gente vea la bondad de lo bello y la belleza de lo bueno que nos lleva, en definitiva, a la verdad. Para concluir asegurando que el fin es «que la cultura religiosa crezca y que la gente comprenda la unidad que tiene en la Iglesia el arte con el Evangelio y con la vida cristiana». 

 

20240529 EDADES02WEB

 

          «La 27ª edición de las edades del hombre será una mirada a la humanidad, al trato con el prójimo, a un tema universal y concreto, con un trasfondo tan potente como es el camino», ha asegurado Enrique Martín, secretario general de La Fundación para subrayar que este año habrá dos exposiciones que se complementan entre sí pero con personalidad propia para abordar la hospitalidad desde prismas diversos.

          Como novedad, en la muestra que se exhibirá en Santiago, no habrá piezas de arte que contemplar, sino que se trata de una experiencia: «quizá la experiencia inmersiva más ambiciosa de las relacionadas con el patrimonio religioso en España. Una tecnología que rodeará al visitante con una historia de hospitalidad», ha subrayado Martín. Así, las paredes interiores de la iglesia de Santiago serán una gran pantalla, que envolverá al espectador, que durante 15 minutos se sumergirá en una narración con perspectivas de profundidad, elementos en tres dimensiones y un sonido totalmente envolvente. 

 

20240529 EDADES04WEB

       

         El delegado diocesano de Patrimonio, José María Rubio, ha sido el encargado de ofrecer los detalles técnicos de las piezas que la Diócesis ha cedido a Las Edades en una rueda de prensa que ha concluido con la intervención del Consejero de Cultura de la Junta de Castilla y León, Gonzalo Santonja. El consejero ha iniciado su intervención remarcando su alegría por que la muestra de Las Edades regrese a territorio castellanoleonés, tras su paso por Plasencia.

 

20240529 EDADES01 wEB

          Después de poner en valor la trayectoria de Las Edades a lo largo de sus cerca de treinta ediciones, Santonja ha manifestado que «la sociedad tiene que ser consciente del inmenso patrimonio que tiene la Iglesia», para agregar que gran parte de sus «no son productos del poder ni del dinero, sino de la armonía de la sociedad con la Iglesia, y son el resultado de la devoción y de la humildad».

        El consejero ha destacado su apuesta por el diálogo para defender siempre el patrimonio y ha concluido asegurando que «Las Edades es un territorio común, es un territorio compartido en que todos nos damos la mano en la difusión, en la conservación de nuestro patrimonio, de nuestra personalidad histórica». 

El domingo 2 de junio Segovia volverá a vestirse de fiesta para conmemorar la Solemnidad del Corpus Christi, acontecimiento religioso de singular relieve por ser el propio Jesús Sacramentado el que sale a la calle.

            Solemnidad que se celebrará con una Eucaristía preparada con todo detalle, en la que se da un especial protagonismo a los niños que este año han recibido a Jesús en su Primera Comunión. La Santa Misa, presidida por el Obispo de la Diócesis, Mons. César Franco, tendrá lugar a las once de la mañana en la S.I. Catedral.

 

CORPUS CHRISTI 2024 CARTEL

           

           Tras la celebración eucarística, la procesión con la custodia saldrá de la Catedral en torno a las 12.15 horas para recorrer las calles del centro de la capital. El Santísimo Sacramento irá custodiado en un ostensorio que data de 1540, en el carro triunfal de madera que, aunque restaurado, se remonta a 1740.

            El recorrido volverá a ser el mismo de años anteriores, con la intención de poner de relieve el sentido religioso de la procesión y que los lugares por los que transite tengan relevancia. De esta forma, se mantienen los cuatro altares en las iglesias Real de San Miguel, el Seminario diocesano, San Martín y el convento del Corpus Christi, con protagonismo de las hermanas Clarisas que lo habitan.

            La procesión dará comienzo con la carroza saliendo de la Catedral, acompañada de los niños de Comunión y sus catequistas. Un cortejo que comenzará con la presencia del grupo a caballo de la Junta de Cofradías de la Semana Santa de Segovia, las cruces, ciriales, bandera y faroles de la Catedral y la banda de la Cofradía de Ntra. Sra. de La Piedad, de San José. Asimismo, en la procesión estarán presentes las cofradías penitenciales y eucarísticas. Desde 2019 se incluyó también la presencia de Cáritas Diocesana, con un papel importante ya que el día del Corpus se celebra el Día de la Caridad. De hecho, son ellos los que cortan y esparcen por las calles el cantueso tan típico de esta festividad.

 

CORPUS CHRISTI 2024 cuadriptico 2

 

            Además, como ya ocurriera el año pasado, se contará con representación del Capítulo de Caballeros y Damas de la Reina Isabel la Católica, un acompañamiento que cobra especial significado en este año en el que conmemoramos el 550 aniversario de la proclamación de Isabel la Católica como Reina de Castilla. Con presencia también de las Órdenes de caballeros y damas que fomentan la caridad (Real Hermandad de Infanzones de Illescas y soberana Orden Militar Hospitalaria de Malta), así como de los alumnos de la Academia de Artillería, que escoltarán la custodia del Santísimo.

            Como novedad reseñable, la Unión Musical Segoviana interpretará, por primera vez en cuarenta años, una marcha dedicada a Nuestra Señora de La Fuencisla hallada por un cofrade de la Cofradía de la Soledad al pie de la Cruz y Santo Cristo en su Última Palabra. La pieza fue compuesta por Antonio Iglesias Santamaría, músico militar que pasó por la banda de la Academia de Artillería y estaría datada en la década de los 70. El primer sábado de mayo, coincidiendo con el inicio del Rosario de la Aurora en el Santuario, la Cofradía de San Millán hizo entrega a la cofradía de la patrona de Segovia de esta composición tan especial.

 

CORPUS CHRISTI 2024 cuadriptico 1

 

            Concluida la procesión, en el interior de la Catedral tendrá lugar la oración final y los fieles recibirán la bendición del Sr. Obispo.

            Finalmente, desde la organización se invita a los residentes de las zonas por las que pase la procesión a engalanar los balcones para celebrar un día «para adorar a Jesús, presente en la Eucaristía; alabar con nuestros cantos; y dar gracias a Dios por tantas cosas que tenemos a nuestro alrededor».

El joven diácono segoviano Alberto Janusz Kasprzykowski Esteban será ordenado sacerdote el próximo sábado 29 de junio. La S.I. Catedral acogerá la celebración a partir de las doce del mediodía, presidida por el Obispo de la Diócesis, Mons. César Franco. Además, el acto será retransmitido en directo a través del canal de YouTube de la Diócesis.

            Graduado en Física, realizó los estudios de Teología en la Universidad Pontificia de Salamanca. Actualmente, Alberto se encuentra en Roma, donde está cursando los estudios de Teología Espiritual en la Pontificia Universidad Gregoriana.

Ante la escasez de vocaciones en la Iglesia, esta ordenación es un motivo de gran orgullo y júbilo para la Diócesis. Familiares, amigos, sacerdotes y fieles acompañarán a Alberto en este día tan especial en su camino, con el que comienza una nueva etapa al servicio de la Iglesia segoviana y su pastor, el Sr. Obispo.

 

20240527 CARTEL ORD SACERDOTAL

           

La Eucaristía de ordenación sacerdotal es una celebración en la que se suceden varios momentos de especial relevancia para el futuro sacerdote. Tras el Evangelio, tiene lugar el acto de reconocimiento de que Alberto Janusz es un candidato digno para ser ordenado. «Después de haber consultado al pueblo cristiano, doy testimonio de que ha sido considerado digno», son las palabras que pronunciará D. Juan Cruz Arnanz, rector del Seminario diocesano. Así, el Obispo concluye este primer rito introductorio de la ordenación eligiendo al candidato para el Orden de los Presbíteros.

              Después de la homilía del Obispo, Alberto efectuará sus promesas, aquellas que contribuyen a la realización de sus funciones: predicación del Evangelio y de la fe católica, obediencia y colaboración con el Obispo, la oración de intercesión por el Pueblo de Dios y la realización del sacramento de la Eucaristía y la Reconciliación… Y tras ello, el joven diácono protagonizará la postración, momento en el que se invocará la intercesión de los santos mediante el canto de las letanías.

           Posteriormente, Alberto efectuará sus promesas, aquellas que contribuyen a la realización de sus funciones: celibato, obediencia y colaboración con el obispo, rezar la Liturgia de las Horas, atender el altar… Y tras ello, el joven seminarista protagonizará la postración, momento en el que se invocará la intercesión de los santos mediante el canto de las letanías.

            A continuación, tendrá lugar el rito de ordenación sacerdotal con la imposición de manos —por el Obispo y todo el presbiterio—, y la plegaria de ordenación, tras la que Alberto recibirá su estola al estilo sacerdotal y será vestido con la casulla. Después, recibirá la unción con el Santo Crisma, signo del carácter sacramental de la ordenación. Será en las manos, porque ellas son las que consagrarán, bendecirán, tocarán… haciendo presentes los gestos mismos de Cristo.

           Don César también entregará a Alberto el cáliz y la patena con la que se va a celebrar la Eucaristía, en la que el nuevo presbítero concelebrará por primera vez. El abrazo entre ambos, y después con los presbíteros concelebrantes, en señal de acogida en el ministerio, sellará con gozo y alegría el rito que la asamblea vivirá como una gracia de Dios para nuestra Iglesia peregrina en Segovia.

 

En la solemnidad de Pentecostés, la Iglesia conmemora la venida del Espíritu Santo sobre los apóstoles, y tiene lugar cincuenta días después de la Pascua, terminando así este tiempo litúrgico. Cada año, esta fecha marca el nacimiento de la Iglesia y la propagación de la fe en Jesucristo. En este día se celebra el Día de la Acción Católica y el Apostolado Seglar, este año bajo el lema ”Laicos por vocación. Llamados a la misión”.

Con motivo de esta solemnidad, desde la Delegación diocesana de Apostolado Seglar nos invitan a participar en las propuestas abiertas a toda la comunidad, y en especial, a los grupos, movimientos y asociaciones laicales de la Diócesis.

20240515 Cartel Laicos vigilia

El sábado 18 de mayo tendrá lugar lVigilia diocesana de Pentecostés, a las 21:00 horas, en la CatedralY el domingo, 19 de mayo, la Catedral acogerá la Eucaristía de la solemnidad de Pentecostés a las 19:00 horas. Presidida por el obispo de Segovia, Mons. César Franco Martínez, en ella recibirán el Sacramento de la Confirmación en torno a cuarenta adultos. 

Además de estas celebraciones a nivel diocesano, en el Arciprestazgo de Sepúlveda-Pedraza, la vigilia se celebrará el sábado 18 a las 18 horas en Aldealengua.

Un retrato de Isabel la Católica, ubicado en la iglesia de San Martín, en la localidad segoviana de Prádena, será protagonista de los actos que está organizando el Ayuntamiento para conmemorar el 550 aniversario de la proclamación de Isabel I como reina de Castilla en el atrio de la iglesia de San Miguel de Segovia.
 
En los útimos días, el vicario general de la Diócesis, Ángel Galindo, y a concejala de Turismo y vicepresidenta de la Empresa Municipal de Turismo, May Escobar, han firmado la cesión de este óleo, de 107x92cm, una copia anónima de una obra atribuida a Tomás Moro, que fue restaurada en el año 1993 por Kees Ypelaar, restaurador y pintor holandés, y que se expondrá en un espacio museístico en la entrada del Ayuntamiento de Segovia que lleva por título «Yo, la Reyna». La vigencia de la cesión se extenderá desde el 20 de junio hasta el 20 de diciembre del presente año 2024. 
 
En base al acuerdo rubricado habrá de hacer constar en aquellas publicaciones en las que pudiera aparecer la obra cedida la leyenda «Obra cedida por la Diócesisi de Segovia. Iglesia parroquial de San Martín de Prádena», previsión que se extenderá a las fotografías u otros elementos en los que pudiera aparecer.

La Delegación diocesana de Patrimonio tiene una doble dimensión en su funcionamiento y actuaciones: de una parte, la defensa integral y cuidado del vasto patrimonio presente en la Diócesis. De otra, la sensibilización y divulgación de su valor histórico, artístico y evangelizador, puesto que, solo desde el conocimiento de lo que tenemos podemos trabajar en su correcta conservación.

            Partiendo de ese interés por el cuidado del patrimonio, este curso se ha desarrollado una intensa divulgación de la actividad restauradora y conservadora en las parroquias, cuestión a la que la Delegación de Patrimonio quiere ir dando mayor atención y difusión.

            Asimismo, con el fin de poner en valor y divulgar el rico patrimonio artístico y cultural con el que contamos, la Delegación diocesana de Patrimonio ofrece, por primera vez, unas Jornadas sobre Patrimonio Artístico que se desarrollarán durante tres días alternos.

            El primero de ellos será el próximo lunes 20 de mayo. Será entonces cuando tenga lugar la conferencia «Un recorrido por la pintura de la Diócesis de Segovia», a cargo de José M.ª Rubio Marugán, delegado de Patrimonio y guía de la Catedral de Segovia. Será a las 19 horas en la Casa de Espiritualidad «San Frutos».

            Misma hora, y mismo lugar, para la cita del miércoles 22 de mayo. Este día llega el turno de la historiadora y divulgadora Teresa Llorente Fernández, quien ofrecerá una conferencia sobre «El arte y la historia en las iglesias y ermitas de los pueblos que pertenecieron a la Abadía de Párraces».

            Finalmente, el viernes 24 de mayo las jornadas culminarán con una visita guiada a la Real Iglesia de San Miguel. En esta ocasión, la guía será la historiadora y guía de la Catedral Mercedes Sanz de Andrés y la visita comenzará en la propia iglesia a las 18 horas.

         Para José María, la celebración de estas jornadas supone «la reafirmación del trabajo que se lleva realizando en esta Diócesis no solo en el campo del cuidado y preservación de los bienes artísticos, sino en la proyección informativa y divulgadora de nuestro importante y valioso patrimonio cultural».

 

20240514 IJORNADAS PATRIMONIO

BODAS DE PLATA. ORDENADOS EN 1999

Juan Cruz Arnanz Cuesta

  Rafael de Arcos Extremera

 BODAS DE ORO. ORDENADOS EN 1974

Jose Antonio García Ramírez

Mariano Herrera Fraile

José Vidal Floriach

 BODAS DE DIAMANTE. ORDENADOS EN 1964

Miguel Ángel Barbado Esteban

Inocencio Esteban Sanz

Esteban Gago Pérez

  Balbino Gala Mardomingo

Laurentino Sanz Fernández

    Andrés Torrego Manrique

     Mons. Ángel Rubio Castro

 BODAS DE PLATINO. ORDENADOS EN 1959

Alfio Ayuso Martín 

       Miguel Domingo Herrero

   BODAS DE TITANIO. ORDENADOS EN 1954

       Julián Lázaro Galán

        Anastasio Vallejo Cardiel

 

En familia y con solemnidad. Así han celebrado esta mañana los sacerdotes de la Diócesis la fiesta de san Juan de Ávila. La iglesia del Seminario ha sido el escenario en el que, bajo la mirada de la imagen del santo —y sus reliquias—, se ha celebrado la Eucaristía con la que se ha rendido homenaje a quienes hoy celebran sus bodas sacerdotales, extendido a todo el presbiterio de la Diócesis.

 

 

        Arropados por hermanos sacerdotes, familiares, amigos y feligreses, los dieciséis presbíteros homenajeados han concelebrado la Eucaristía, presidida por Mons. César Franco. Una celebración que también ha contado con la presencia de Mons. Ángel Rubio, Obispo emérito de la Diócesis que este año celebra 85 años de vida, 60 años de servicio ministerial y 20 de ordenación episcopal.

     En su homilía, don César ha comenzado dirigiéndose a los hermanos que celebran esas bodas de metales preciosos, «aunque no tan preciosos como vuestra vida». «Hoy se juntan la veteranía a los venerables que están en el presbiterio con los que vienen caminando hacia el ministerio sacerdotal y que alegran el corazón de la Diócesis», ha manifestado el Obispo de Segovia, en alusión a los homenajeados y a Alberto Janusz, diácono que próximamente será ordenado sacerdote.

            A continuación, don César ha asegurado que la Eucaristía de hoy sirve para hacer memoria de Cristo y de sus obras, también «con nuestros hermanos de su vida sacerdotal tan rica por lo que han hecho y el misterio que Dios ha realizado a través de ellos». Además, ha querido referirse al testimonio compartido por Alfio Ayuso para manifestar que la tarea de los sacerdotes no es otra que sembrar, y la fecundidad la conoce Dios: «Él ha sido grande en todos y cada uno de los hermanos», ha agregado.

            Monseñor Franco ha mantenido que la tarea de la evangelización no es sencilla, ni lo ha sido nunca, pero hay que recordar que supone dos cosas: «predicar con valentía y que haya un pueblo que abra su corazón a la Palabra», ha afirmado. «Una cosa no debemos olvidar jamás», ha trasladado a sus hermanos en el ministerio, «que la Palabra crece, es fecunda y se desarrolla con productos extraordinarios».

            Agradeciendo la presencia de sus hermanos, don César ha querido remarcar que «en nuestra pobreza y fragilidad, damos gracias por la fidelidad de nuestros hermanos y pedimos por la nuestra». A renglón seguido, el Obispo de la Diócesis ha significado una palabra presente en las lecturas de la celebración: LUZ. «Somos luz del mundo, como nos ha dicho Jesús, y cuando dejamos de iluminar, fracasamos en lo más radical de nuestra vocación», ha mantenido. Frente a las oscuridades y a la tendencia a la desolación presente en nuestro mundo actual, don César ha respondido que «estamos para ser luz», no para escondernos. «Es luz el que no se avergüenza del Evangelio; el que aunque la gente no quiera oír, proclama sin vergüenza lo que dice Jesús; el que es capaz de adentrarse donde nos da miedo, y encender velas de esperanza en el corazón de los hombres».

            Asimismo, ha manifestado que, además de luz, «somos sal» que debe alegrar el mundo como aquellos santos que han sabido «dar sabor a la vida». «El jugo de la vida está en el corazón de los hombres, pero necesita que alguien lo extraiga como Jesús cuando se encontraba con la gente», ha trasladado a sus hermanos.

            Finalmente, el Obispo de Segovia ha querido subrayar que hoy se nos invita a recoger las palabras del Señor y vivirlas sabiendo que todo lo dicho por Jesús se cumplirá. «Tenemos abierto el camino, solo necesitamos transitarlo y caminar por él», ha sentenciado Mons. Franco, encomendando a sus hermanos con «alegría y gratitud» a Nuestra Señora y a san Juan de Ávila.

 

Agradecimientos

Esteban Gago, quien cumple sus bodas de diamante (60 años de ministerio) ha felicitado a sus hermanos homenajeados con un poema lleno de sentimiento y gratitud.

Por último, Monseñor Ángel Rubio Castro, Obispo emérito de nuestra Diócesis, ha sido el encargado de hablar en nombre de los homenajeados. Don Ángel ha significado tres palabras en su discurso: gracias, amor y oración. Desde su posición de Obispo emérito de la Diócesis ha afirmado tener más tiempo ahora que antes «vivo retirado, pero no orillado, en Toledo. Hay libros que me aguardan, visitas personales, viajes que quizá pueda hacer», ha mantenido para continuar asegurando que ahora vive en una etapa de sosiego en la que prima el cultivo del espíritu: « la actividad exterior cede primacía a la interioridad», ha asegurado.

Tras subrayar que vive en una soledad no impuesta y parafrasear a san Juan de la Cruz manifestando que es una «soledad no enmudecida, sino soledad sonora», ha concluido pidiendo ayuda para «dar gracias al Señor, por todo lo que ha hecho conmigo» finalizando con un profundo «os quiero».

 

Jornada fraterna

La mañana especial comenzaba en la Casa de Espiritualidad, con la exposición de Francisco Jimeno, Delegado diocesano de Liturgia, del documento «Gestis Verbisque». Una nota publicada por el Dicasterio de la Doctrina de la Fe este mismo año y que responde a las dudas sobre la validez de algunas celebraciones sacramentales.

            El clero diocesano cierra esta la jornada festiva con una comida fraterna en la que los homenajeados recibirán un detalle con el que recordar esta fecha.

El 10 de mayo, la Iglesia celebra a la fiesta de San Juan de Ávila, sacerdote católico, escritor y doctor de la Iglesia, patrón del clero secular español. Coincidiendo con esta festividad, los sacerdotes de la Diócesis de Segovia celebran los años que, desde su ordenación, van cumpliendo en el ministerio sacerdotal.

            Este año, la celebración se vertebra bajo el lema «Testigos de la esperanza». A la luz de las palabras del papa Francisco en la Misa Crismal del pasado Jueves Santo: «Las situaciones difíciles que vamos y vivimos, la falta de fe, los sufrimientos que tocamos, al entrar en contacto con un corazón compungido, no suscitan la determinación de la polémica, sino la perseverancia en la misericordia». Y bajo los ánimos de nuestro Obispo, Mons. César Franco: «Quiero alentaros, hermanos, a vivir con alegría nuestro ministerio que siempre es eficaz, aunque no lo veamos cuándo y cómo quisiéramos. Ni la palabra de Dios retorna a él vacía, ni nuestras acciones sacramentales quedan infecundas».

20240507 BODAS02

          

      Así, el próximo viernes 10 de mayo, los sacerdotes de la Diócesis comenzarán la jornada a las 11.30h con la hora intermedia. A continuación, a las 11.45h, tendrá lugar la exposición del documento «GESTIS VERBISQUE» a cargo de D. Francisco Jimeno, Delegado de Liturgia. Tras un breve descanso, a las 12.30h tendrá lugar la Eucaristía en la iglesia del Seminario que será retransmitida, en directo, a través del canal de la Diócesis en YouTube.

Entre los homenajeados se encuentra Mons. Ángel Rubio Castro, Obispo emérito de la Diócesis, que ha aprovechado sus 60 años de ministerio para escribir un Decálogo Sacerdotal que puede leerse en la revista diocesana «Iglesia en Segovia» del mes de mayo. Además, D. Alfio Ayuso, ha escrito un testimonio de sus 65 años como sacerdote que puede leerse en la página web de la Diócesis.

Los diocesanos felicitamos a los 16 sacerdotes que celebran sus bodas de plata, oro, diamante, platino y titanio sacerdotales:

 


BODAS DE PLATA. ORDENADOS EN 1999

Juan Cruz Arnanz Cuesta

  Rafael de Arcos Extremera

 BODAS DE ORO. ORDENADOS EN 1974

Jose Antonio García Ramírez

Mariano Herrera Fraile

José Vidal Floriach

 BODAS DE DIAMANTE. ORDENADOS EN 1964

Miguel Ángel Barbado Esteban

Inocencio Esteban Sanz

Esteban Gago Pérez

  Balbino Gala Mardomingo

Laurentino Sanz Fernández

    Andrés Torrego Manrique

     Mons. Ángel Rubio Castro

 BODAS DE PLATINO. ORDENADOS EN 1959

Alfio Ayuso Martín 

       Miguel Domingo Herrero

   BODAS DE TITANIO. ORDENADOS EN 1954

       Julián Lázaro Galán

        Anastasio Vallejo Cardiel20240507 BODAS01

Con los primeros días del mes de mayo llega San Juan de Ávila, festividad en la que los sacerdotes de la Diócesis festejan su patrón y los años de dedicación al ministerio sacerdotal. Este año son 16 los miembros del presbiterio que celebran sus bodas sacerdotales de plata, oro, diamante, platino y titanio. Entre ellos, Alfio Ayuso, que escribe estas líneas a modo de testimonio por sus 65 años en el ministerio sacerdotal: 

 

alfio ayuso
«Miro a mi alrededor, a cuantos conmigo celebran este acontecimiento: soy uno de los mayores (sesenta y cinco años de sacerdocio), y pienso que desde lo más alto hay más, y mejores perspectivas. Y desde «ser mayor» más calma para pensar, más experiencia y hasta más razones para opinar.

Como sacerdote, mirando hacia atrás no me cabe sino «dar gracias al Señor porque es eterna su misericordia»; acción de gracias que se extiende a cuantos han compartido conmigo la fe y a cuandos ha podido llegar mi actuar sacerdotal.

La mirada desde lo alto, y desde mi experiencia, va dirigida a mi trabajo pastoral. La parroquia sigue siendo una estructura pastoral necesaria. Lugar muy apropiado para profesar y vivir la fe, para estar cerca y ayudar a los más necesitados. La labor del párroco no es dirigir una empresa, sino construir una comunidad, familia de Dios, donde surjan diversos carismas y siempre abierta a la acogida de todos.

Siempre he ejercido como párroco, en la última parroquia, 48 años. Creía ser la mejor manera de estar cerca, de ayudar, de servir. Siempre saliendo al encuentro de los que no están... Me ha ayudado, en mi vida personal, el encuentro de un pequeño grupo-comunidad donde me he sentido como uno más, he encontrado ayuda y hemos buscado juntos.

Otra mirada la dirijo a cuantos han vivido su sacerdocio conmigo y he conocido a lo largo de la vida sintiéndose, a veces, no comprendidos a pesar de sus buenos deseos y su mucho esfuerzo. Pero siempre nos hemos sentido profundamente amados por Dios, que nos llamó a esta misión por nuestro propio nombre. Cada mañana, como salidos de la mano de Dios creador, hemos ido a orar, a buscar la oveja perdida, a ser simples mediadores de su amor, puentes de la gracia. Hemos unido nuestro trabajo al de nuestros predecesores, sabiendo que nuestro deber es sembrar, que el resultado queda en el secreto de Dios.

Es de admirar cuántos sacerdotes han gastado generosamente su tiempo y sus esfuerzos, su misma vida, por los caminos de la misión a ellos encomendada. A veces con heridas y preocupaciones que cada día ponían sobre el altar, y procurando ser transparencia de la entrega total de Cristo.

Termino con una reflexión personal: Ser mayor pone a prueba la autenticidad de nuestra fe, podemos preguntarnos sobre nuestra misión en el mundo. Pueden haber parado los romanticismos y heroísmos por el Evangelio, pero perdura el mismo entusiasmo. Pasión más otoñal que primaveral, pero pasión al fin y al cabo, siendo Cristo la referencia interiorizada y la Iglesia nuestra familia, que entendemos frágil, pero en ella está Cristo.

Me quedo con la frase de Jesús: «El que permanece en mí, y yo en él, ese da fruto abundante». (Jn 14,5)».

Alfio Ayuso

 

• • • • • • • • • • 

 

Por su parte, Mons. Ángel Rubio, Obispo emérito de la Diócesis, ha escrito este decálogo a modo de felicitación que ha sido publicado en la portada de la revista diocesana «Iglesia en Segovia» del mes de mayo.

 

ángel rubio

 

1. Identificado con Cristo Buen Pastor. El sacerdote es una persona llamada por Dios para ser consagrado a Cristo y prolongar así su misión de la salvación entre los hombres, sus hermanos. Es alguien que ama a los hombres como Cristo les ama. Los hombres han de ver en él a Cristo, porque de lo contrario, no lo verán; han de pensar, sentir y vivir como Cristo.1. Identificado con Cristo Buen Pastor. El sacerdote es una persona llamada por Dios para ser consagrado a Cristo y prolongar así su misión de la salvación entre los hombres, sus hermanos. Es alguien que ama a los hombres como Cristo les ama. Los hombres han de ver en él a Cristo, porque de lo contrario, no lo verán; han de pensar, sentir y vivir como Cristo.

2. Mensajero y heraldo de la Palabra. El Sacerdote, en nombre de Cristo Pastor, hace presente en el mundo de hoy la buena noticia del Reino, y les ofrece a todos los hombres como la ansiada respuesta, a todas las preguntas y desafíos del corazón humano. Asume, vive y se compromete gozosamente con el Evangelio, y se hace capaz de leer, interpretar y discernir la realidad en la que se encuentra inmerso.

3. Ministro de los Sacramentos. El sacerdote ofrece al pueblo de Dios la gracia que santifica a los hombres. Los siete sacramentos acompañan a la vida humana desde el inicio hasta el final. En este camino, la Eucaristía es fuente y culmen de toda la vida cristiana y de toda la vida de la Iglesia, por eso el sacerdote la celebra diariamente, aun cuando no hubiera participación de fieles.

4. Instrumento de reconciliación. El sacerdote se ofrece como servidor del perdón y la reconciliación. El sacramento de la Penitencia nos ofrece la alegría del encuentro con el Señor. El sacerdote tiene que estar gozosamente disponible para este misterio, no puede resignarse con ver los confesionarios vacíos. Hay que mostrar la Penitencia sacramental como una exigencia de la presencia eucarística.

5. Servidor de la “caridad y la verdad”. El sacerdote ha de actualizar en su vida la entrega de Cristo con una ejemplar disposición al sacrificio, a la entrega de su tiempo y salud, y hasta su propia vida. El buen párroco está siempre dispuesto a servir. Es un hombre “comido”. Nunca puede decir “hasta aquí hemos llegado”. El amor no tiene límites, pues su medida es la infinita entrega de Cristo a favor de todos.

6. Agente de la espiritualidad de comunión. La misión del sacerdote es buscar la unidad en la comunidad. La razón de ser del sacerdocio está en función de la comunión eclesial. El sacerdote ha de vivir en estrecha comunión con la Iglesia Universal, a través de su Iglesia particular y en íntima conexión con el presbiterio de su diócesis y el obispo que la preside. La parroquia se ofrece como lugar de encuentro y de acogida, de superación de barreras culturales o raciales y religiosas, buscando siempre la unidad.

7. Testigo del Dios vivo. El sacerdote ha de ser hombre de plegaria sincera y confiada. Que tenga experiencia de Dios, aceptándolo como el único absoluto de su vida. Antes de hablar de Dios a los hombres, ha de hablar a Dios de los hombres. Es discípulo del Señor antes que apóstol, es oveja del rebaño de Cristo antes que pastor. Testifica lo que ha visto y oído y encarna en su vida la santidad de Dios.

8. Impulsor del desarrollo humano. Todo sacerdote debe ser “experto en humanismo”, solidaridad con el hombre, que es el centro de la creación, que debe ser salvado y redimido; solidaridad que no se identifica con compartir su ideología, muchas veces desvariadas, ni sus comportamientos no evangélicos; significa buscarle a Él, a su persona. Ha de llevar el mensaje salvador al corazón de este mundo complejo en el que le toca vivir.

9. Hombre fiel a sí mismo y a los demás. Todo sacerdote debe ser un hombre verdaderamente libre, con personalidad humana, con perfecto dominio de sí mismo, con madurez afectiva, para vivir con elegancia y sencillez el compromiso de su vida celibataria. Con una competencia y buena formación cultural. Bien formado en teología. Está llamado a “discernirlo todo y quedarse con lo bueno” (1Tes 5, 21). Ha de promover el apostolado de los laicos para realizar la misión total de la Iglesia.

10. Evangelizador con nuevas expresiones y nuevos métodos. El sacerdote debe estar convencido de que muchas personas están reclamando un nuevo estilo de parroquia, mucho más misionera y dinámica. Con la colaboración de los laicos ha de salir a buscar a los que no vienen, a los que nunca han creído, o a los que fueron una vez pero se han alejado. Hay que mostrar atención especial a los jóvenes para acoger, dialogar y acompañar en su itinerario de fe.

Epílogo. En este año 2024 se cumplen 85 años de mi sacerdocio bautismal, 60 años de servicio ministerial y 20 años de ordenación episcopal. “Cantaré eternamente las misericordias del Señor” (Sal 89).

En los datos definitivos, el número total de declaraciones a favor de la Iglesia asciende a 7.640.051 (un 14,84% de ellas son conjuntas) y la cantidad recibida de los contribuyentes es de casi 359 millones de euros (358,99).

El número de declaraciones y la cantidad asignada es ligeramente superior a los datos provisionales que se adelantaron el pasado mes de diciembre.

El importe total asignado a favor de la Iglesia Católica aumenta en 38 millones de euros, un 11,9% más que en la Campaña de la Renta de 2022.

La Conferencia Episcopal Española (CEE) ha recibido ya los datos definitivos de la Campaña de la Renta realizada en la primavera de 2023, que corresponde al ejercicio fiscal de 2022. El número total de declaraciones a favor de la Iglesia es de 7.640.051, lo que supone un aumento de 218.126 con respecto a la realizada el año anterior. Esto confirma el aumento en el número de X a favor de la Iglesia católica, cuyos datos provisionales se dieron a conocer el pasado mes de diciembre de 2023.

En cuanto al importe total final asignado a favor de la Iglesia Católica asciende a 358.994.805 euros. Si se compara con el importe recaudado en la liquidación anterior que fue de321.015.984 euros, la cantidad ha aumentado en 37.978.821 euros, que es la suma asignada por los contribuyentes en esta última campaña de la renta.

En relación al porcentaje de personas que marcan la casilla de la X en la declaración de la Renta, según los datos facilitados por la Secretaría de Estado de Hacienda, es de un 30,96 %.

En relación con la liquidación provisional presentada en diciembre de 2023, esta liquidación definitiva, según los datos facilitados por la Secretaría de Estado de Hacienda, supone un aumento de 8.908 declaraciones con asignación a favor de la Iglesia católica y de 201.225,30 euros más asignados.